•  Despacho a todo Chile en 24-48 horas •  Si compras antes de las 9, enviamos el mismo dia  •

Aceites esenciales para el sarampión

Hay 4 productos.

Sarampión: ¿qué es?

El sarampión es una infección de la niñez provocada por un virus que no es particularmente peligroso (pero es muy contagioso). Sin embargo, durante la enfermedad, las defensas del niño se debilitan, por lo que es más vulnerable a otras infecciones. Estas infecciones oportunistas, en especial en el pecho y los oídos, son el pr...

Sarampión: ¿qué es?

El sarampión es una infección de la niñez provocada por un virus que no es particularmente peligroso (pero es muy contagioso). Sin embargo, durante la enfermedad, las defensas del niño se debilitan, por lo que es más vulnerable a otras infecciones. Estas infecciones oportunistas, en especial en el pecho y los oídos, son el principal peligro asociado con el sarampión.

Aceites esenciales para usar durante el sarampión

Seamos claros, los aceites esenciales no curan el sarampión. Sin embargo, es recomendable usarlos para reducir el peligro de contraer infecciones oportunistas y aliviar algunos de los síntomas.

La manera más segura de usar los aceites esenciales es en un difusor localizado en el cuarto del niño enfermo (en especial para los niños más pequeños). Lo más recomendable es una mezcla de los aceites de Tea tree y Eucalipto globulus:

  • El aceite esencial de Eucalipto globulus es muy efectivo para aliviar los síntomas de las infecciones del tracto respiratorio, tales como la tos, la secreción nasal, el dolor de garganta y la congestión nasal.
  • El aceite esencial de Tea tree es un antivírico potente. Este aceite puede limpiar la atmósfera de una habitación y evitar que otros miembros de la familia contraigan la enfermedad.

Ambos aceites son antibacterianos, por lo que protegen a los niños de las infecciones oportunistas.

Si el niño tiene más de 4 años, puedes usar los aceites esenciales directamente (sin difusor).

  • Puedes usar una compresa empapada en agua con algunas gotas de un aceite febrífugo (para reducir la fiebre). Los aceites de Manzanilla y Bergamota son ideales.
  • Las inhalaciones de vapor con el aceite de Eucalipto globulus pueden servir para aliviar el dolor de garganta que acompaña el sarampión.
Menos
Más información
1 - 4 de 4 productos
bv-suplemento.jpg
category